Algo muy común cuando se acercan los 40 años es tener la llamada vista cansada o presbicia. Además, nos dicen que es lo normal. Son muchas las personas que podemos ver alejándose la carta del menú del restaurante o tratando de leer los ingredientes de un producto sin éxito.

Aunque yo no tenía presbicia, sino hipermetropía y  aunque las causas son distintas el resultado es el mismo, no hay buena visión de cerca. Recuerdo que una de las cosas que noté cuando empecé a mejorar mi visión era que podía leer los ingredientes de los productos que comía. Como además, estaba en una fase en la que las quería leer siempre… bromeaba diciendo que al mejorar mi visión mejoró mi nutrición.

Pero, volviendo al tema de hoy, vamos a aprender un poco más sobre qué es la presbicia. La presbicia o vista cansada se entiende como la falta de flexibilidad del cristalino (lente). En realidad, la flexibilidad la pierde el músculo ciliar (que está a cargo de mirar cerca o lejos) y que se distiende o contrae haciendo que el cristalino se vuelva fino o grueso.  Debido a esa falta de flexibilidad se dificulta la visión de cerca y el punto de convergencia de los ojos está más lejos que antes. Esto es problema sobre todo para leer, ya que cada vez hemos de alejar más y más el libro hasta que ya se nos queda el brazo corto.

Si acabamos de nombrar la palabra músculo y la palabra flexibilidad… ya podemos encajar la idea de que como con cualquiera de tus músculos es posible ganar flexibilidad en ellos, recuperarla y trabajar el movimiento.

CONSEJOS PARA MEJORAR LA PRESBICIA

Como ya hemos comentado se trata de un tema de falta de flexibilidad. Por tanto hemos de mover los ojos y el músculo ciliar para recuperar la flexibilidad del cristalino. Así que haremos ejercicios visuales e integraremos un programa de reeducación visual.

 

Además, hay unos consejos que quiero compartir;

 

  • Practica sunning:  Te ayudará a fortalecer la pupila y también relajarás los músculos oculares y trabajarás con el cristalino
  • Trabaja tu convergencia: Hay que trabajar la fuerza de convergencia y para ello aquí te dejo un vídeo donde te explico como hacerlo
  • Mira cosas pequeñas y de cerca: Mirar o leer letras pequeñitas es bueno para mejorar la presbicia. También, buscar detalles
  • Trata de descansar tus ojos a menudo de las pantallas, móviles, ordenadores. Utiliza las compresas de agua helada cuando notes los ojos cansados. Y siempre que leas y uses las pantallas utiliza luz natural. SI no es posible tener luz natural, trata de tener luces adecuadas para la lectura.
  • Utiliza gafas reticulares para leer en vez de tus gafas normales (especialmente si solo tienes presbicia)

Si quieres profundizar en la mejora de tu presbicia y conseguir resultados 100% efectivos te invito a unirte al curso de visión natural y método Bates al que puedes acceder pinchando aquí.

Además, si te apuntas antes del 3 de Marzo te llevas una sesión de 45 minutos conmigo para que establezcamos tu plan de rutinas personalizado para superar tu problema visual.

¡OJO! Todos estos consejos y ejercicios no sustituyen la visita al optometrista u oftalmólog@. Consulta a tu médic@ antes de empezar a practicar la visión natural. Estos consejos son complementarios a los tratamientos tradicionales.